Más sobre anabolizantes naturales

En un post anterior, ya comentamos las principales diferencias entre los anabolizantes naturales y los no naturales. Sin embargo, el uso de esteroides anabólicos parece que aumenta.

Durante los últimos años, hemos vivido muchos avances en este terreno. Hemos podido observar una mejora en la tecnología de ADN recombinante moderna, en los esteroides, en el uso de la hormona del crecimiento y en el control de otros factores de crecimientos a base de testosterona. Por ese motivo, debemos saber diferenciar muy bien entre lo que es natural y no es.

Los mejores anabolizantes naturales

Recuerda que a pesar de su popularidad en algunos círculos, el uso de esteroides anabólicos es ilegal y puede tener graves efectos negativos sobre tu salud y tu personalidad. Así pues, hagamos un repaso a la información básica sobre los esteroides anabólicos, el uso correcto de anabolizantes naturales y cómo puedes aumentar tu crecimiento de forma natural.

¿Qué es una hormona anabólica?

La finalidad de todos estos productos anabólicos es la de construir. Así pues, los esteroides anabólicos son hormonas diseñadas para aumentar tu masa muscular y corporal. Realmente, no todos los componentes que se conocen como esteroides anabólicos son esteroides, pero sí que son hormonas. Por ejemplo, la testosterona es una hormona anabólica esteroide. Por otro lado, la hormona del crecimiento no es un esteroide.

Podríamos definir las hormonas como mensajeros químicos liberados por tejidos del cuerpo humano a la sangre como respuesta a un estímulo concreto. Su principal función es ayudar a nuestro organismo a adaptarse y permanecer en equilibrio.

Por sí solo, el cuerpo humano es muy eficiente para regular el estado anabólico. Sin embargo, muchas personas sienten la necesidad de recurrir a hormonas anabólicas para poder aumentar sus resultados. En este sentido, siempre se puede utilizar anabolizantes naturales para ayudar a nuestro organismo.

Hace unos años, la hormona del crecimiento se extraía de las glándulas pituitarias de cadáveres. No obstante, la ciencia ha evolucionado mucho en las últimas dos décadas y ya se puede manipular el ADN de diversas bacterias para poder producir grandes cantidades de esta hormona.

En el mundo del culturismo, siempre hemos sido testigos del uso de esteroides, pero parece que se ha ido extendiendo a otras disciplinas deportistas. Ahora, se ha hecho muy popular en otros deportes e incluso entre atletas muy jóvenes. Dos de los principales motivos por los que sucede es por la alta presión de grupo y las mayores expectativas a las que se ven sometidos desde una temprana edad.

Anabolizantes naturales

Si queremos ayudar a nuestro cuerpo a crecer y aumentar nuestra masa cultural con un ritmo más elevado, podemos utilizar anabolizantes naturales que no suponen ningún peligro para nuestra salud.

Esteroides anabolizantes

El arenque contiene más creatina que cualquier otro alimento. Ya sabemos que la creatina es uno de los nutrientes más importantes para los deportistas por su apoyo a las ganancias de volumen muscular y de fuerza. Además, tiene otros beneficios como ayudar a la recuperación y al crecimiento tras el ejercicio.

Unos 180 gramos de arenque te proporciona 40 gramos de proteína de alta calidad, 12 gramos de grasas saludables, 3 gramos del aminoácido leucina y unos 2 gramos de creatina.

Otro increíble alimento que puede ayudarnos en el desarrollo muscular es el pomelo. Además, también nos ayuda a perder grasa. Recientemente, se ha llevado a cabo un estudio que demostró que con solo medio pomelo tres veces al día se puede perder casi cuatro kilos en 12 semanas. Los sujetos no hicieron ningún otro cambio en su dieta y pudieron perder grasa y ganar masa muscular magra. Así pues, se confirma la eficacia entre los anabolizantes naturales de esta fruta.

En conclusión, como ya vimos en su momento, existen muchas otras alternativas naturales a los esteroides anabólicos. Tanto si tu objetivo es aumentar tu masa muscular como perder grasa, seguro que encuentras una forma cómoda y segura para ayudar a tu cuerpo. Recuerda que nuestro organismo es perfectamente capaz de adaptarse al ejercicio y a las pesas sin la necesidad de hormonas externas. Nunca te olvides de los tres grandes pilares para una buena salud (nutrición, ejercicio y descanso) y podrás ver los resultados que quieras.